miércoles, 14 de abril de 2010

Para Fanor, aquel atardecer en el Austral

Enrique Arias Valencia

¿Te acuerdas de aquella tarde, cuando robamos sendos corceles y por unos instantes pudimos escapar de la mirada inquisidora de Dios, y fuimos libres en un bosque de lejanas ninfas cuyo recuerdo atesoraré como un desafío burlón al orden estricto de la eternidad?

Tú supiste imprimir más brío a tu rocín, en tanto que el mío, como el lucero vespertino, sólo fue una alazana que te seguía en lontananza…

¡Y sin embargo te agradezco que te hayas atrevido a desafiar al eterno gruñón, y así pudimos hacerle un guiño a la felicidad que Dios, en su terco egoísmo, está siempre dispuesto a arrebatarnos…!


¡A continuación, mira, pues amigo, cuánto se asemeja nuestra vida a los mundos que Diego imagina!

¡Si bien Jean buscaba a un sabio, y nosotros escapábamos de un tirano!




Ilustración tomada de Los Mundos Imaginarios de Diego Cárcano, en la cual nuestro amigo recrea un emocionante pasaje de los Viajes de Jean Mandeville. Me impresionó gratamente que los personajes literarios retratados por Diego montaban corceles cuyo color recordaba el de los de un amigo mío y yo en reciente correría por uno de los bosques del Sur de la Ciudad. ¡Hasta el lucero del jinete que trota con demora estaba ahí! ¿Sincronismo o coincidencia poética? ¡Arte visual!

26 comentarios:

diego dijo...

Enrique, muy emotivo ensayo, y muy agradecido por los creditos... Igualmente quiero ver en algun momento el post de Dionisio! Quien sabe? quiza hasta podriamos llevar a cabo un proyecto mas ambicioso! Felicitaciones!

La abuela frescotona dijo...

LOS CABALLOS SON PARECIDOS A LAS PERSONAS, SIEMPRE UNO TIENE EL CARÁCTER, EL OTRO SOLO LO SIGUE, SE DEJA LLEVAR.
ME ALEGRO DE TU MOMENTO LIBREMENTE FELIZ, SOLO TIENES QUE TOMARLO...
UN ABRAZO QUERIDO AMIGO.

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Diego, ¡qué emocionante esto que planteas!: un proyecto más ambicioso!

Hola, Abuela, un abrazo y un beso para ti también.

¡Salud y bella alegría para todos!

Oceanida dijo...

Me encantan los comics!

Abrazos y mucha paz!

diego dijo...

Enrique, hace tiempo contemplo la idea de realizar (en comic o ilustracion) una version del Zaratustra nietzcheano. Tu participacion en el guion o texto seria ideal. En una de esas, puede que despertemos el interes de alguna editorial de contenido filosofico para que lo publiquen. Que te parece?

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Diego, tu propuesta sobre ilustrar el Zaratustra me agrada. Ya estoy pensando en la estructura. En mi perfil puedes encontrar mi correo. Escríbeme ahí por favor.

¡Salud e inquieta alegría!

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Oceanida.

¡Qué feliz saludarte!

Jack Rational dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
genetticca dijo...

No hay que adjudicarle a nadie nuestros propios logros o nuestras propias fustraciones.Nuestra capacidad de ser felices o nuestras desgracias,que no son mas que la ausencia de la felicidad y el equilibrio,son consecuencia de nuestras aciones en la vida ,con nosotros mismos y con nuestros semejantes.Nosotros somos actores y espectadores,de nosotros dependerá la obra y el guion.


Un saludo y un abrazo.

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Genetticca.

Muy sana observación.

Luego, Dios no existe.

¡Ja ja ja!

Anónimo dijo...

Hola, Enri, iba a decir otra cosa pero pensándolo mejor voy a preguntarte por qué has eliminado el contenido del comentario del Rational.

La curiosidad mató al gato y si conmigo no llega a tanto, por lo menos me corroe.

Mis hijos me han cambiado todo (formateado creo que le dicen) en el ordenata, aprovechando una ausencia, jajajaja y vuelvo a ser anónima con identidad propia.

Susie.

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Susie. :)

¡Qué alagría leerte! ¿Cómo estás?

Jack Rational fue quien eliminó su propio comentario.


A mí me encantan las palabras de Jack, y siempre son bienvenidas en este foro, yo nunca borraría un aporte suyo.

¡Saludos!

Jack Rational dijo...

Me han atrapado :-)

Efectivamente borré mi propio comentario. ¿Por qué? Porque cuando lo releí horas después lo encontré tonto.

Me interesa lo que escribe Enrique, su contribución a la música, a la poesía, al arte en general, y trato de aportar a sus artículos.

Pero a veces me cuesta entender el significado de su trabajo, seguramente porque en mi cerebro escasean las interconexiones que caracterizan al de los artistas.

Saludos a todos.

PD: ¡hola genetticca! Pensé que te habías retirado de los blogs.

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Jack. ¡Gracias a ti Susie volvió a mi blog! ¡Espero que nos lea!

¡Abrazos para todos!

sansoni2020 dijo...

Hola Erique,si se llegara a concretar el proyecto entre tu y diego y, espero que así sea, seré uno de los primeros en ser seguidor de la obra. Éxitos presentes y futuros por siempre.
Saludos.

Enrique Arias Valencia dijo...

¡Hola, sansoni2020!

¡Muchas gracias por tus buenos deseos!

¡Salud y alegría esperanzada!

Manuel dijo...

Tus escritos son hermosos aunque a veces no los entienda del todo.
Un abrazo.

Lola dijo...

yo soy la "susana gimenez" de los blogs, se que tu blog esta muy bueno pero no tengo reflexiones inteligentes...
aunque escribo poco te veo siempre!!

Jack Rational dijo...

Suscribo 100% el comentario de Manuel.

Un abrazo Enrique.

Anónimo dijo...

¡Ya me parecía a mí que tú no habrías censurado a nadie!

¡Gracias Rational por aclarar el suceso!

Y aclarado ya, voy a poner lo que pensé poner en un principio:

Durante unos días tuve una experiencia extraña con un toro blanco, enorme y una niña robada ante la presencia de sus hermanos. Lo tenía fresco y claro en mi memoria como si hubiese presenciado esa escena en directo. Me rompí la cabeza tratando de recordar en qué película o reportaje había visto yo aquello, pero no recordé nada.

Esto es una tontería soberana que sólo tiene interés para mí en tanto que fui yo solita quien tuvo esa extraña sensación, de la que de ninguna manera puedo hacer partícipes a los demás. ¡A mí no me importa expresar estas tonterías a Enrique! jajajaja

Bueno, pues lo único que explicaría mi "experiencia mágica" es que había leído recientemente un relato sobre el mito de Europa. Y seguramente después lo soñe. Puedo añadir que ese recuerdo (porque no tengo conciencia de que fuera un sueño) me encantó y me intrigará siempre.

¡Saludos a todos!

Susie. Ah y ¿quién es esa tocaya mía Susana Giménez?

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Susie. Te daré mi explicación favorita del mito:

Europa es la Razón y el Toro son los Instintos.

Los instintos pretenden predominar sobre la razón. Por eso deciden raptarla. Sin embargo, ella al montar a los instintos, vence a los instintos, en virtud de su belleza.

No obstante, la razón no puede evitar dar un lindo paseo en lomos de los instintos.

La interesante variación que planteas es que en tu relato hay una niña, en vez de una joven…

¡Vamos a jugar como niños!

Manuel, Lola y Jack: ¡a veces el deleite rebasa a la razón! ¿No creen?

…si bien es cierto que siempre debemos de ser conscientes cuando estamos contentos.

¡Salud e inquieta alegría!

Jack Rational dijo...

Enrique: tienes el maravilloso don de alegrar la vida de otras personas, sin más herramienta que la palabra escrita... Asombroso.

Enrique Arias Valencia dijo...

Vaya, Jack, tus palabras me sonrojan…

Un abrazo

Anónimo dijo...

Hola, Enrique, te agradezco que,como siempre, me haces pensar.

Me gusta tu explicación del mito. La razón es secuestrada por la pasión y ella se deja seducir.

Y sí, la raptada era una niña, una bebé, como tú dirías, preciosa que se aceca al toro blanco, enorme y empieza a acariciarle el pelo, extrañamete largo y limpio; se sube y se deja conducir hasta que acaba asustada al verse por las alturas sin posibilidad de ser rescatada por sus angustiados hermanos.

¿Podría ser la razón no sólo adulta sino también niña, bebé,incluso embrión?

¿Crees que la razón domina a las pasiones en este mundo? Yo pienso que no, que la mayoría nos dejamos dominar por las pasiones.

Susie.

Enrique Arias Valencia dijo...

Susie: contigo comenzaron mis charlas filosóficas, pues si bien quizá aciertes en eso de que la razón no domina en este mundo, no olvides que la primera vez que platicamos tuvimos una deliciosa conversación entre dos espíritus amables.

…Y tras mi fracaso estruendoso en el amor, yo ya no he permitido a mi corazón que vuelva a enamorarse. ¡Así es la vida!

¡Je je je!

¡Salud y bella alegría!

Anónimo dijo...

je je je Así que presumes de controlar tu corazon con tu mente ¿no es así? Bien, bien, bien.

¿Y si fuera que la pasión del desamor dominara tu mente? Estarías actuando dominado por la pasión, je je je ¡listillo!

¡menudo rizo (que no bucle) me estoy marcando con las tenacillas eléctricas! ja, ja, ja, ¡Ten paciencia conmigo que soy un espíritu amable!

¡Salud y feliz día de la madre por estas latitudes!

Susie.